Reviviendo mi piel opaca con Kiehl’s

Ya estamos a mitad de año chicas, el tiempo cada vez pasa más rápido, por lo menos eso me parece a mí. Sinceramente, este primer semestre fue un poco caótico, con muchos proyectos, bastante trabajo y los altos y bajos de la vida. En un momento de introspección frente al espejo me di cuenta que la piel de mi rostro se veía apagada, gris y sin vida, mal era poco decir.

Me sentía agotada y obviamente ese cansancio se notaba en la piel y aunque me hubiese encantado tomarme un descanso no se podía 🙁 , por lo tanto, fui en busca de ayuda para combatir este problema.

Me dirigí a la tienda de Kiehl’s del Costanera Center y un asesor me recomendó los siguientes productos. Primero el sérum Daily Reviving Concentrate para luego aplicar uno de los productos más nuevos de la marca la crema de rostro Pure Vitality Skin Renewing Cream. Me prometió que usando ambos productos, mi rostro volvería a la vida. Ahora le cuento cómo me fue luego de tres semanas.

Daily Reviving Concentrate

Este sérum es el aliado del famoso Midnight Recovery Concentrate, pero es para usarlo durante el día, y proteger la piel de las constantes agresiones ambientales.

Cumple varias funciones, entre ellas se caracteriza por su poder antioxidante, previene líneas de expresión, signos de fatiga, evita la deshidratación e inflamación, ilumina y revitaliza la piel. Su fórmula es no comodogénica ni acnéica y no contiene parabenos ni aceites minerales.

Sus principales ingredientes son el aceite de Tamanu que repara los daños inmediatos del estrés y el aceite esencial de Jengibre que actúa como anti-inflamatorio y anti-oxidante.

Envase: De vidrio y con gotario para poder retirar la medida exacta.

Aroma: A naranja, el cual se siente como una inyección de energía en las mañanas.

Textura y acabado: Es bastante líquida y liviana, deja un velo de luminosidad sin ser demasiado graso.

Aplicación: No varía mucho en comparación al sérum nocturno. Se deben aplicar varias gotas en la mano, distribuir sin friccionar en la palma y con suaves toques sobre el rostro.

Lo que me gusta: La luminosidad que entrega tiene efecto inmediato y la piel se ve sana y linda. Pero el efecto no sólo de segundos, sino también se puede ir observando con el uso prolongado del producto: la piel no presenta signos de fatiga y la luminosidad es constante.

Lo que no me gusta: No hay nada que no me encante de este producto.

¿A quién se lo recomiendo? No hay nada que no me encante de este producto, se lo recomiendo a los que se enfrenten a mi mismo problema de fatiga y falta de vida y que busque una solución inmediata.

¿A quién no se lo recomiendo? Si bien es liviano, al ser un aceite me parece que no es muy recomendable para pieles grasas.

¿Cuánto? $40.100 y el contiene 30 ml, es un valor elevado y no al alcance de todas, pero dura más de 6 meses por lo tanto el gasto mensual no superaría los $7.000.

Pure Vitality Skin Renewing Cream

Como les dije anteriormente esta crema es unos de los últimos lanzamientos de la marca en Chile y promete ser una hidratante regeneradora, la cual ayudará a la piel a resistir la pérdida de hidratación, dando como resultados suavidad, pureza y luminosidad.

Presentación: Es un envase redondo de plástico con tapa rosca.

Aroma e ingredientes: A miel, siendo uno de los principales ingredientes. La mayoría de los ingredientes son naturales (96%), de estos destacan dos:

Miel de Manuka proveniente de Nueva Zelanda. Contiene aminoácidos, calcio, vitamina B, hierro, y es tradicionalmente utilizada para tratar el acné por sus propiedades bactericidas. También tiene capacidad para reparar y regenerar la piel.

Raíz de ginseng rojo coreano; es considerado como un potente antioxidante y antienvejecimiento. Está comprobado científicamente que ayuda acelerar la renovación celular, aportar luminosidad, reducir la sequedad y las arrugas en la piel. Es un gran tónico, estimulador y posee propiedades anti estrés para la piel.

Su fórmula no contiene parabenos, ni aceites minerales, ni colorantes sintéticos ni fragancias artificiales.

Textura: Rica y untuosa pero ligera. Me parece ideal para pieles mixtas a secas. Ya que en pieles grasas se podrían ver muy luminosas.

Aplicación: Se debe aplicar una pequeña cantidad en los cuatro puntos principales del rostro; frente, mejillas y mentón y luego se difunde por todo el rostro. Siempre teniendo precaución con el contorno de ojos.

Lo que me gusta: Al igual que sérum, su promesa se cumple. A la semana de uso noté cambios significativos en mi rostro,  y no sólo yo, porque recibí varios comentarios sobre el nuevo estado de mi piel 🙂

Lo que no me gusta: Lo primero fue el aroma, si bien me encanta la miel, tiene un toque picante, un poco fuerte. Al principio me fue muy difícil acostumbrarme, pero con el tiempo no tuve mayores problemas.

¿A quién se lo recomiendo? A todas las personas que busquen una solución a la piel fatigada y sin luz. El efecto no es tan inmediato como con el sérum, pero como les comenté se observan al poco tiempo de uso.

¿A quién no se lo recomiendo? No se lo recomiendo a personas que no le gusten los aromas dulces y fuertes.

¿Cuánto? $ 40.000 aproximadamente, por 50 ml.

¿Dónde encuentras los productos Kiehl’s?  En las distintas boutiques de la marca y tiendas Falabella.

Si cualquiera me hubiese dicho que estos dos productos me cambiarían tanto la piel en tan poco tiempo, de verdad no le hubiese creído, pero al probarlos y ver que en dos semanas los cambios fueron tan significativos, quedé OMG!

Nunca un producto de cuidado de rostro, me había dado resultados tan rápidos y tan variados. Mi piel se siente suave, se ve luminosa y sin signos de fatiga.

Sé que que es una inversión, pero si calculo que cada producto me dura aproximadamente unos 6 meses, es una buena compra. Además de vez en cuando toda mujer necesita un regaloneo.
Cuéntenme si alguna ha probado estos productos y qué les han parecido.

Pía Contreras

Columnista

28 años, Enfermera y Maquilladora. Amante del maquillaje, moda y tendencias. Me fascinan los brillos, pero no los indeseados. Me gustan los productos de cuidado de la piel, rubores, labiales y sombras. Mientras más coloridos, mucho mejor.